Nicanor el niño del malhumor, por Belencribs

👦Nicanor el niño del malhumor. Una historia que te ayuda a cambiar

0
(0)

Disfruta con la fábula «Nicanor el niño del malhumor«, una historia aleccionadora que te puede ayudar en tu vida. Si sigues leyendo está fábula encontraras, tal vez, una solución a lo que estás buscando.

¿Te has preguntado alguna vez cuando lees una fábula, historia, leyenda o cuento en que te puede ayudar en tu vida?. Si dudas sigue leyendo está fábula encontraras, tal vez, una solución a lo que estás buscando.

No importa la edad que tengas; una fábula, cuento, o historia o parábola te marca un camino que puedes seguir.

Desde BelenCribs queremos ayudarte y para ello te hemos preparado varias fábulas para entretenerte y colaborar contigo en la educación de tus hijos o alumnos. Junto con las fábulas, también, te traemos ejercicios de comprensión lectora y otras actividades que puedes realizarlas con los niños.

👦 Nicanor el niño de malhumor

En un pueblo lejano vivía un muchacho llamado Nicanor. Era hijo único, huérfano de padre, y su madre lo había mal criado consintiéndole casi todos los caprichos. Se convirtió en un ser egoísta, insolente y malhumorado que se creía mejor que los demás.

El muchacho desobedecía en casa y no respetaba a nadie, ni siquiera a sus maestros. Por si esto fuera poco siempre se metía en peleas. Un día se peleó con un compañero de clase llamado Ramón y la noticia llegó a oídos de su madre. La madre se disgustó muchísimo porque estaba harta de que su hijo fuera tan maleducado.

Decidida a poner fin a la situación salió de casa y se presentó en la cabaña de hombre sabio famoso por remediar muchos problemas difíciles.

– Señor, vengo en busca de ayuda. Mi hijo es buen chico, pero está acostumbrado a salirse siempre con la suya y no respeta a sus compañeros. Si sigue así me temo que un día va a ocurrir una tragedia ¿Qué puedo hacer?

El sabio, un hombre anciano de ojos pequeños y mirada cansada, se quedó mirando al infinito durante unos segundos. Después, le dijo:

– Tranquila, yo le diré qué tiene que hacer para solucionar este desagradable problema.

Se dio la vuelta, abrió un grueso saco de arpillera y sacó de su interior una piedra muy rara con forma puntiaguda.

– Tenga esta piedra que tiene poderes mágicos Métala en un cubo grande lleno de agua. Por la mañana, cuando su hijo se levante, haga que se bañe con el agua del cubo. Eso es todo.

– Así lo haré. Mil gracias por atenderme, señor.

A la mujer le pareció muy extraño el método del sabio pero como la esperanza es lo último que se pierde por lo menos debía intentarlo.

Al llegar a casa siguió las instrucciones paso a paso: llenó un enorme caldero de agua hasta rebosar y dejó que la piedra se sumergiera y se posara en el fondo.

Horas después, ya por la mañana, despertó al chico y le invitó a darse un baño refrescante en el enorme barreño. Él no sabía que formaba parte de un plan y como hacía mucho calor, aceptó confiado. Después desayunó y se fue a la calle a jugar al parque.

Allí estaba Ramón y pronto comenzaron a pelearse por el balón.

En esta ocasión fue Ramón quien venció a Nicanor. Regresó a su casa con más de un moratón. En el camino iba pensando cómo le había ganado Ramón que era un niño flacucho.

Cuando su madre lo vio llegar de aquella manera lo curó y le preguntó qué había sucedido. Nicanor le contó a su madre lo sucedido y que se había dado cuenta de que pelearse no conduce a ningún sitio y que a partir de ahora ya no se enfadaría con nadie.

Muy bien hijo mío, el ser amables con los demás hace que tengamos muchos amigos, recuerda este consejo.

Si mamá lo tendré en cuenta desde ahora.

Su madre pensó que Ramón había sido el efecto mágico de la piedra que le había dado el sabio.

Efectivamente, a partir de aquel día Nicanor cambió de actitud ante la vida, ante los demás y lo primero de todo, consigo mismo.

Nicanor se convirtió en un niño adorable al que todos sus compañeros deseaban estar con él y jugar juntos.

🎥El vídeo de Nicanor el niño de malhumor

Moraleja: Cuando veas que te rechazan cambia de actitud

📜Comprensión lectora

0

Nicanor el niño malhumorado

¡Ponte a prueba y responde a este trivia y descubre cuanto has comprendido sobre esta fábula!

1 / 6

¿Qué le dijo la madre cuando regresó?

2 / 6

¿Cómo se llamaba el muchacho?

3 / 6

¿Cómo lo había criado su madre?

4 / 6

¿Dónde fue la madre?

5 / 6

¿Cómo se llamaba el chico con el que peleó?

6 / 6

¿Dónde se fue después de desayunar?

Tu puntación es

The average score is 0%

0%

1.- ¿Cómo se llamaba el muchacho?

A.- Anacleto

B.- Nicanor

C.- Nicasio

2.- ¿Cómo lo había criado su madre?

A.- Niño consentido

B.- Niño amable

C.- Niño listo

3.- ¿Cómo se llamaba el chico con el que peleó?

A.- Ramiro

B.- Romero

C.- Ramón

4.- ¿Dónde fue la madre?

A.- A la escuela

B.- A la casa del vecino

C.- A la casa de un hombre sabio

5.- ¿Dónde se fue después de desayunar?

A.- A la escuela

B.- A la plaza

C.- A la calle

6.- ¿Qué le dijo la madre cuando regresó?

A.- Que debía estudiar más

B.- Que tenía que ir a por el pan

C.- Que tenía que ser amable

☑️Actividades

⌛1.- Adivina adivinanza

Viste de chaleco blanco, y también de negro frac, es un ave que no vuela,
pero nada. ¿Qué será?

❓2.- Acertijo

Este es un animal, de tal modo original, que al ponerse cara arriba, ya no se llama igual

Si no sabes las respuestas las tienes al final de página

👉¿Cuál es la moraleja de la fábula de Nicanor el niño del mal humor?

En el cuento de Nicanor el niño del malhumor su moraleja es que debemos cambiar de actitud si no congeniamos con los otros.

Por ello, hemos de controlar la actitud para así lograr una mayor relación de amistad, familiar o social.

Homos de tener siempre una actitud positiva. La negatividad nos puede perjudicar psíquicamente, puede afectar nuestras vidas.

Colección especial de fábulas y cuentos infantiles
En BelenCribs encontrarás muchas fábulas, cuentos infantiles e historias dedicadas a los niños y a su formación en valores. Entra en las secciones y visita el cuento que más te guste. Tambien podrás realizar las actividades que te hemos preparado:

👉¿Cómo te puede ayudar la moraleja de la fábula de Nicanor el niño del mal humor?

Las malas actitudes del día a día son consecuencia de acontecimientos o experiencias pasadas.

Las causas son en general la baja autoestima, el miedo, el estrés, la ira, el resentimiento y la incapacidad de generar un cambio en nuestra actitud.

Las malas actitudes dañan nuestras vidas, ya que nos relacionamos con los demás y pueden que nos rechacen por la forma de actuar. l

👉Reflexiones sobre la moraleja de la fábula de Nicanor el niño del mal humor.

Si queremos cambiar de actitud hemos de repetir acciones positivas durante el día, todos los días.

Utilizar palabras cargadas de positividad y así iremos mejorando nuestra actitud

Haz de tener en cuenta que los pensamientos negativos te convierten en una persona amargada, resentida y rechazada.

Tratemos de dejar esa persona con la que nadie quiere cuentas por su actitud negativa.

 

Repuesta a la adivinanza: El pingüino

Respuesta al acertijo: El escarabajo

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 0 / 5. Recuento de votos: 0

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *